Confiesa Steven Spielberg en una entrevista que supo de la existencia de Tintín a raíz del estreno de ‘Indiana Jones en busca del arca perdida’, cuando varios críticos compararon al arqueólogo con el personaje de Hergé. Ahora sucede al contrario, y resulta imposible hablar de ‘Las aventuras de Tintín. El secreto del Unicornio en términos cinematográficos sin mencionar a Indiana Jones. La película animada -la primera de este tipo, por cierto, que dirige Spielberg- recupera el cine clásico de aventuras con personajes carismáticos, persecuciones inacabables, humor y misterio. Además, ‘La aventuras de Tintín’ respeta, dicen, el espíritu de los cómics, lo cual complace a los tintinófilos, pero sobre todo ofrece un espectáculo de primera para todos los amantes de las aventuras sin fin.

Tintín y Milú


Las aventuras de Tintín. El secreto del Unicornio‘, 2011. Estados Unidos.
Dirección: Steven Spielberg.
Guión: Steven Moffat , Edgar Wright y Joe Cornish.
Reparto: Jamie Bell, Andy Serkis, Daniel Craig, Nick Frost y Simon Pegg.
La historia se centra en la búsqueda de un tesoro hundido
perteneciente al famoso pirata del siglo XVII, Rackham el Rojo, cuya
principal pista para ser encontrado está en una maqueta de un modelo de
un antiguo barco.

No recuerdo haber leído ningún cómic de Tintín -quizás lo hice, pero no soy consciente de ello-, por lo que desconocía esa faceta suya de aventurero insaciable. Me ha sorprendido, por tanto, al mismo tiempo que me ha recordado a mi querido Indiana Jones, por lo que al poco de que comenzara la película ya estaba totalmente enganchada. Luego he conocido al capitán Haddock, que en apenas unas escenas me ha conquistado, y a cada minuto que pasaba más ganas me entraban de tener un perro como Milú.

Capitán Haddock y Tintín

Pero, sobre todo, con ‘Las aventuras de Tintín’ he disfrutado de la aventura. Las numerosas persecuciones, a cada cual más espectacular; los cambios de escenario; las nuevas pistas que permiten ir desvelando el misterio; y, sobre todo, la química entre los personajes -aunque sea creada por ordenador-; hacen de esta película un producto entretenidísimo.

Además, la buena dirección de Steven Spielberg y una asombrosa naturalidad en la expresión de los personajes le dan un plus de calidad. Una cinta más que recomendable para aquellos que alguna vez soñamos con convertirnos en exploradores, periodistas o historiadores sólo por la aventura.

Nota: 7 / 10
Para recordar:
El trío protagonista
  • Los títulos de crédito, que, además de suponer un cúmulo de referencias a las viñetas de Hergé, cuentan una historia por sí solos. 
  • El carisma que desprenden Tintín, el capitán Haddock y también el perro Milú. 
  • La naturalidad de la expresión de los personajes. 
  • La persecución en el zoco -con motocicleta con sidecar a lo Indiana Jones incluida-.
Para olvidar:
Tintín  con Thomson y Thompson, es decir, Hernández y Fernández
  • Que el misterio tarde en cobrar forma.